Cuento – Ohm quiere volverse un gran buceador

monti
monti
ohm quiere ser buceador

Hoy en nuestros cuentos cortos para niños: Cuento Ohm quiere volverse un gran buceador

Al llegar el verano, el sol estaba mucho más grande de lo normal ¡y daba muchísima más calor! Entonces, era el momento de que Ciar, Cari, Ohm y Ori se sentaran en el río para poder hablar y jugar a las carreras, entre la hierba que ¡era mucho más grande que ellos!

Cuando corrían, el viento ¡les daba en las antenas y era muy divertido!

Todos se tumbaban, miraban las formas de las nubes, pero Ohm se tumbaba boca abajo sobre la hierba, para mirar su reflejo en el agua e investigar que había dentro de ella.

Cuando su curiosidad fue muy grande ¡metió la cabeza dentro del agua! y vio ¡como un pez de ojos saltones le dio en la nariz! algo que hizo que él saliera muy rápido, se enjaguara la nariz y estornudara, para hacer reír a los demás ¡por el ruido que hizo!

—¿Qué haces?-le dijo Ciar

—Quiero ver que hay dentro del agua-le contestó Ohm

—El pirata Bubbu decía que había grandes peces, pulpos de muchos brazos y cosas que quizás no querrías ver.-le explicó Cari

—¡Bah! ¿Qué cosas?—se puso curioso Ohm

—Como grandes monstruos sonrientes verdes-respondió Cari

—¿Como el del Lago Ness?—recordó Ciar

—Sí…-dijo Cari

—No… esas son leyendas…-terminó diciendo Ciar, mientras todos se quedaban pensando y Ohm se quedaba dormido.

Cuando comenzó a soñar, se vio remando en un barquito, hasta el final del río, llegando al mar.

En ese momento, tomó unas gafas con un tubo para respirar y unas aletas y se lanzó al agua, nadando como si fuera un pez más.

Ohm buceador

Y entonces miró: algas de colores que se movían como las hojas de los árboles, y que eran onduladas; peces de ojos saltones de colores, cangrejos de arena que estaban en las rocas, pequeños caballitos de mar bailarines y pulpos que movían sus brazos* de manera muy rápida, ¡tanto que  pensaba que le querían decir algo y por eso Ohm quiere volverse un gran buceador!

En la hierba, Ohm sin darse cuenta intentaba mover las patitas como los brazos del pulpo, haciendo que todos estuvieran mirando para él y riéndose. ¡Las carcajadas eran tan fuertes que Ohm se despertó sobresaltado!

¡Y se puso tan rojo de la vergüenza, que se cabreó con los demás por reírse! ¡Ahora lo habían visto soñando!

—Ahora no os hablaré-cruzó las patitas y se dio la vuelta enfurruñado

Y sin embargo… a los 5 minutos ¡ya estaban jugando a las carreras de nuevo!

*Aprende algo nuevo:

¿Sabes que a los brazos del pulpo se le llaman tentáculos?

¿Sabes que el coral es un animal colonial?

¿Sabes qué los peces se dividen en peces óseos, cartilaginosos y sin mandíbulas?

¡Síguenos, descarga gratis el ebbok,  y descubre cosas nuevas cada semana y muchos más cuentos cortos para niños gratis!

¿Quieres leer en inglés? sigue leyendo «la abuela Harrison quiere su té con miel«

hormitrópolis

¿Te ha gustado la historia?

¿Por qué no te apuntas a la newsletter? Recibirás las nuevas entradas en tu email (¡cero spam, prometido!) y tendrás acceso a contenido exclusivo para los seguidores de Hormitrópolis. Por supuesto, es gratis. 🙂

Hormitropolis
Nosotros también odiamos el spam. Tu email está a salvo.
Summary
Cuento - Ohm quiere volverse un gran buceador
Article Name
Cuento - Ohm quiere volverse un gran buceador
Description
Al llegar el verano, el sol estaba mucho más grande de lo normal ¡y daba muchísima más calor! Entonces, era el momento de que Ciar, Cari, Ohm y Ori se sentaran en el río para poder hablar y jugar a las carreras, entre la hierba que ¡era mucho más grande que ellos!
Author
Publisher Name
Hormitrópolis
Publisher Logo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Entra y lo descubrirás!